Cómo mejorar mis glúteos con un entrenador personal online

entrenador personal

Todas las personas pueden querer acrecentar el volumen de sus glúteos, y lo cierto es que están en todo su derecho. Un entrenador personal online será tu mejor aliado para conseguir esos glúteos que deseas.

“Es una zona del cuerpo que no debe dejarse de lado si se hace deporte, ya que cumple funciones muy importantes en relación a la movilidad de las piernas y sobre la estabilidad de la pelvis y la columna”. Detalla Juan Ponce quien es personal trainer del país de Chile.

“Unos glúteos bien entrenados te permiten obtener potencia en el tren inferior, ya que muchos movimientos que se realizan haciendo ejercicio involucran esta parte del cuerpo como caminar, correr, saltar, andar en bicicleta, etc.” Continúa mencionando Ponce.

Un entrenador personal te va a recomendar ejercicios que estamos seguros no fallan a la hora de aumentar los glúteos.  Estos son los ejercicios para el entrenamiento de glúteos, los cuales debes realizar varias veces por semana.

El entrenador personal te indicará varios ejercicios para conseguir buenos resultados

Sabemos que conseguir un aumento de glúteos no es nada fácil, pero, la verdad es que con estos ejercicios vas a poder lograrlo, y más de la mano de un entrenador personal.

1 – Sentadillas

Este ejercicio, aparte de tonificar, es uno de los más efectivos en el aumento de los glúteos, siempre y cuando se haga de forma correcta y con la carga requerida.

Un entrenador personal te dirá que lo hagas de esta manera: Párate, aparta tus pies a la anchura de tus hombros y ponlos con un ligero ángulo hacia el exterior. Conserva la espalda recta mirando hacia al frente, dobla poco a poco las rodillas hasta que los muslos estén paralelos al piso.

Después, extiende suavemente las rodillas hasta que quedes de pie, dejando un pequeño ángulo de flexión de las rodillas. Usa un peso ligero al comienzo e incrementa a medida que aumentes el dominio del ejercicio.

2 – Realiza Estocadas

Para hacerlas como es realmente tienes que tener en cuenta que hay que pararse con los pies separados al ancho de las caderas y un pie debe colocarse unos 100 centímetros más adelante que el otro conservando las caderas hacia adelante, las rodillas levemente flexionadas y dividiendo el peso corporal parejamente.

Después, con el torso erguido, tienes que flexionar las dos rodillas y lentamente empezar a bajar la cadera; el talón del pie de atrás se va a ir levantando de manera natural. Debes seguir bajando la cadera hasta que el muslo de la pierna delantera quede casi paralelo a la línea del suelo.

3 – Elevación de caderas o puente

Acuéstate boca arriba, con las rodillas flexionadas y coloca las plantas de los pies bien apoyadas. Desde ahí puedes levantar los glúteos hacia el techo hasta quedar apoyado solamente en los pies y las escápulas. Algo que es importante es que la espalda debe estar recta.

Los brazos puedes apoyarlos en el suelo a ambos lados del cuerpo y con las palmas de las manos hacia abajo para conseguir estabilidad. 4 series, 25 repeticiones.

Logo_footer   
     © 2020 Online Personal Trainer